Reducción de emisiones

¿Y si somos capaces de reducir el CO2 y reutilizarlo como materia prima?


Impulsamos la sostenibilidad y la eficiencia de nuestros productos y procesos industriales, así como el desarrollo de nuevos negocios energéticos de bajas emisiones. En Repsol Technology Lab aplicamos la innovación y la tecnología para alcanzar estos objetivos.  Nuestros investigadores trabajan en la búsqueda de soluciones a lo largo de toda nuestra cadena de valor, para conseguir un negocio más eficiente y competitivo. También exploramos la forma de reutilizar el CO2 para la creación de nuevos materiales y reducir su impacto.

Capturar, almacenar y reducir emisiones

En Repsol Technology Lab trabajamos para reducir las emisiones de nuestros procesos productivos y desarrollar técnicas que permitan reutilizar el C02 que se emite a la atmósfera. Esta tecnología, denominada Captura, Almacenamiento y Uso del Carbono (CCUS), implican la captura de dióxido de carbono (CO2), su transporte a través de buques o tuberías, y su uso como recurso para crear productos o servicios valiosos, jugará un papel clave para la consecución de nuestro compromiso de alcanzar cero emisiones netas en 2050.

Coche cruzando un puente

Biocombustibles

Son combustibles derivados de fuentes renovales que cuando se queman, liberan CO2. Las emisiones netas de CO2 de estos biocombustibles se consideran cero, ya que se equilibran con el CO2 absorbido por las fuentes de energía renovables, origen de los biocombustibles.

Cisterna h2

Hidrógeno renovable

El uso de hidrógeno renovable, junto con los combustibles líquidos de baja huella de carbono, son esenciales para la descarbonización. Por ello, desde Repsol seguimos apostando por el desarrollo de tecnologías para la producción de hidrógeno de baja huella de carbono que nos permitan seguir avanzando en la transición energética. 

Dos empleados con bata blanca y gafas de seguridad manipulan un ordenador

El CO2 como materia prima de productos químicos y nuevos materiales

Trabajamos en tecnologías para la conversión del COcapturado, como materia prima en un amplio abanico de oportunidades, que van desde la síntesis de polímeros y la obtención de combustibles sintéticos, a su incorporación a materiales de construcción.

Esta actividad requiere de un conocimiento experto en diseño de proceso, producto y aplicaciones. La CCUS comprende un conjunto de tecnologías promovidas desde las Directivas UE como vía para alcanzar los objetivos de reducción del CO2.

Una hoja creciendo a través del tronco de un árbol

Desarrollo de nuevas formas para capturar el CO2

La captura de carbono se puede aplicar a procesos de emisiones a gran escala, incluida la generación de energía de carbón y gas, el procesamiento de gas natural y la producción de fertilizantes, así como en otros sectores industriales como la producción de cemento, hierro y acero, papel y refino de petróleo. 

En Repsol Technology Lab trabajamos en el desarrollo de tecnologías de separación, con el objetivo de reducir los costes de captura y facilitar el despliegue comercial a gran escala de las oportunidades en CCUS.

Vista de formaciones montañosas de una zona boscosa

Evolucionar el almacenamiento de CO2

El almacenamiento geológico consiste en inyectar CO2 capturado en formaciones rocosas en las profundidades subterráneas. Los terrenos para ello deben reunir unas características de porosidad y permeabilidad de las rocas, así como contar con barreras superiores a modo de sello para contener el CO2 de forma permanente.

Trabajamos en el desarrollo de herramientas como la SRMS (Storage Resource Management System) de la SPE (Society of Petroleum Engineers) que proporciona pautas sobre cómo clasificar los recursos de almacenamiento y evaluar su madurez.s.

Una refinería con muchas chimeneas rojas y blancas

Reduciendo la huella de carbono de las refinerías

Se estima que el 20% de las emisiones de CO2 en los procesos de refino están asociadas a la generación de hidrógeno, el cual permite mejorar la calidad técnica y medioambiental de nuestros productos. Por ello, trabajamos en el desarrollo de tecnologías de bajas emisiones como la fotoelectrocatálisis, para producir hidrógeno renovable mediante energía solar.

Nuestros investigadores también trabajan para reducir las emisiones de metano de las refinerías. Todas nuestras refinerías utilizan ya gas natural en sus procesos, minimizando así estas emisiones.

La gran alianza del sector ante el reto del CO2

La lucha contra el cambio climático representa un reto tan importante que el sector energético ha decidido unirse en una gran alianza conjunta llamada OGCI (Oil & Gas Climate Initiative). Una iniciativa voluntaria, encabezada por los CEOs de 13 de las principales compañías energéticas del mundo, que quiere liderar la respuesta del sector al desafío que plantea el cambio climático. 

Entre las principales áreas de trabajo de OGCI se encuentra la implantación de tecnologías CCUS (Captura, Almacenamiento y Uso del Carbono) y la inversión en compañías y startups que estén desarrollando estás tecnologías a través de su fondo de inversión OGCI Climate Investments creado en 2016.

Conoce más sobre OCGI

Montañas nevadas

Cero emisiones netas en 2050

Somos la primera compañía energética en asumir el compromiso de alcanzar cero emisiones netas en 2050.