Reciclex y la economía circular del plástico

Un material elaborado con residuos plásticos

Repsol Reciclex® es un material novedoso elaborado con residuos plásticos que se incorporan a las resinas vírgenes y que mantiene la misma calidad que éstas, asegurando la consistencia del material y su funcionalidad para la aplicación final.

Con esta nueva gama de productos, ampliamos nuestro compromiso con la economía circular y nuestra cadena de valor, comercializando soluciones innovadoras más sostenibles. Con nuestra gama Repsol Reciclex® fabricamos materias primas plásticas de alta calidad que incorporan un porcentaje de plástico postconsumo, que es aquel que ha terminado su vida útil y que de otra forma acabaría en vertedero. Estas materias primas podrían destinarse a diferentes aplicaciones finales, por ejemplo:

Repsol Reciclex®: cerramos el círculo

El proceso se inicia con la recogida de los residuos plásticos, o que ya han alcanzado el fin de su vida útil, y continúa con el reciclado mecánico: un proceso físico mediante el cual el plástico se separa y se trocea para ser incorporado a nuestros procesos productivos en los centros industriales. El resultado es la producción de un nuevo material plástico que mantiene tanto las propiedades de la materia prima virgen como la funcionalidad que se requiere en las aplicaciones finales: envases, automoción, mobiliario exterior, etc.

Desguace

Alianzas estratégicas

En todo este proceso es imprescindible la colaboración con los diferentes agentes de la cadena de valor, desde los proveedores de materia prima que garantizan el suministro de los residuos plásticos de mayor valor, como los transformadores y gestores de residuos. También es fundamental tener un profundo conocimiento de nuestros procesos productivos, lo que nos permite hacer viable la incorporación de estas materias primas y obtener productos finales de alta calidad.

Contamos con alianzas dentro del sector de la automoción, tenemos acuerdos con desguaces de coches y empresas especializadas en reciclaje para recuperar los materiales plásticos tras finalizar su vida útil. El trabajo se organiza en tres fases: desguace, procesamiento y capitalización. Se recuperan las piezas usadas de polipropileno de alta calidad procedentes de vehículos usados que pasan a ser trituradas para hacer nuevas materias primas plásticas con contenido residual, que a continuación serán convertidas en nuevas materias primas que se volverán a utilizar en el sector de la automoción, “cerrando así el círculo” de la economía circular.

Nuestras cifras

2030

será el año

en el que reciclaremos el equivalente al 20% de nuestra producción de poliolefinas.

20%

de emisiones de CO2

se pueden llegar a reducir con Repsol Reciclex® frente al uso de poliolefinas vírgenes.

Clasificación por ejes y cadena de valor

Nuestros proyectos de economía circular responden a los ejes de nuestra estrategia y están repartidos a lo largo de toda la cadena de valor, desde la obtención de materias primas a la comercialización de productos y servicios.

Clasificación por ejes y cadena de valor