Ética y transparencia

Nuestros valores, la base de nuestra identidad

Todas y cada una de las actuaciones de las personas que forman Repsol construyen el presente y el futuro de la Compañía. Por eso, formamos a nuestros empleados en los valores que deben regir su conducta, y comunicamos todas nuestras actuaciones de forma veraz, clara y contrastable.

Hombre paseando por los jardines del Campus Repsol

Contamos con nuestro propio Código de Ética y Conducta

Nuestro Código de Ética y Conducta persigue que todas nuestras actuaciones se lleven a cabo de manera responsable e íntegra en toda nuestra cadena de valor y refleja nuestro compromiso con los derechos humanos, la igualdad de oportunidades, la protección del medio ambiente y la transparencia en la información. Este compromiso alcanza a todos los empleados y, con mayor motivo, a nuestros directivos y miembros del Consejo de Administración, que aplican el Código en todas sus decisiones y lideran con su ejemplo a todos los que formamos parte de la Compañía.

Estamos convencidos de que la formación y la sensibilización son clave para la efectiva divulgación del Código de Ética y Conducta entre nuestros empleados y por eso organizamos durante el año distintas sesiones destinadas a explicar su ámbito de alcance y las obligaciones que implica. El Código es también una guía de referencia en nuestra relación con terceros, como socios, proveedores y empresas colaboradoras y contribuye a reforzar las relaciones con nuestras partes interesadas y con la sociedad.

Comisión de Ética y Cumplimiento

Nuestra Comisión de Ética y Cumplimiento se constituyó en 2006 y está formada por directivos de la Compañía que manifiestan el compromiso de la Alta Dirección con todo lo relacionado con la Ética y la Transparencia. Entre las funciones de esta comisión se encuentran:

  • Promover el conocimiento del Código de Ética y Conducta. 
  • Proponer acciones y mecanismos de control que fomenten, supervisen y ayuden al cumplimiento del Código de Ética y Conducta. 
  • Garantizar que todos los empleados puedan poner en su conocimiento posibles incumplimientos del Código de forma confidencial. 
  • Resolver o proponer la resolución de las infracciones que considere pertinentes. 
  • Garantizar que todos los empleados puedan poner en su conocimiento posibles incumplimientos del Código de forma confidencial. 
  • Resolver o proponer la resolución de las infracciones que considere pertinentes.

Además, la Comisión de Ética y Cumplimiento constituye el Órgano de Prevención Penal de Repsol según lo dispuesto en el artículo 31 bis del Código Penal y supervisa nuestro Modelo de Prevención de Delitos, destinado a prevenir el riesgo de comisión de delitos: la Comisión desarrolla las funciones de prevención, respuesta, verificación y reporte que le corresponden en este ámbito. 

Por último, la Comisión se encarga de gestionar nuestro Canal de Ética y Cumplimiento.

Mujer con un portátil

Una herramienta clave para lograr una gestión eficiente

Es un canal confidencial que permite, tanto a los empleados de la compañía como a cualquier tercero, formular consultas o comunicar posibles incumplimientos del Código de Ética y Conducta o del Modelo de Prevención de Delitos de manera confidencial y anónima. Está gestionado por Navex, una compañía independiente, y se encuentra disponible por teléfono y online 24 horas al día, todos los días de la semana: cuando el canal recibe una comunicación sobre algún posible incumplimiento se transmite a los órganos de la Compañía encargados de gestionarla y de realizar las correspondientes investigaciones.

Los empleados o cualquier tercero pueden comunicar posibles inquietudes con toda confianza. No se admitirá ningún tipo de represalia contra cualquier persona que, de buena fe, comunique un incumplimiento o plantee preguntas, sobre el Código, normativa interna o legislación, ni contra quien colabore en una investigación sobre una supuesta actuación irregular.