Saltar al contenido

Un mundo mejor

Sherlock

Un investigador trabaja en el proyecto Sherlock

Un detective en el yacimiento

En Repsol hemos creado un detective con tecnología puntera, que nos sirve de aliado para sacar el mayor partido a nuestros esfuerzos de exploración con el mínimo impacto sobre el entorno.

Durante el proceso de exploración y producción es necesario resolver varias incógnitas para poder determinar el potencial de los yacimientos y optimizar el plan de producción de cada proyecto exploratorio. Para dar respuesta a estas incógnitas es necesario obtener una visión más detallada del subsuelo y conocer en profundidad las propiedades e interacciones que tienen lugar en la estructura de la roca.

Proyecto Sherlock II

El proyecto Sherlock II es un proyecto pionero en Europa y entre los primeros a nivel global que se enfrenta al reto de visualizar yacimientos subterráneos mediante digitalización. A esta reproducción en pantalla la llamamos “caracterización” y para lograrla combinamos la petrofísica digital de última generación y métodos convencionales.

Somos capaces de observar la naturaleza de las rocas desde escalas milimétricas a nanométricas a partir de ínfimas muestras (fragmentos de rocas del subsuelo u otras muestras) y reproducirla de forma digital. Generamos imágenes a múltiples escalas, lo que permiten crear un modelo virtual o, lo que es lo mismo, un simulador computacional que reproduce las rocas del yacimiento y su actuación ante una amplia variedad de fenómenos físicos en el universo digital. Las tecnologías que usamos son: la tomografía de rayos X, la observación mineralógica mediante dispersión de rayos X y reconstrucciones de estructuras nanométricas mediante haces de iones. Así podemos conocer en detalle las propiedades del subsuelo y construir modelos litológicos 3D.

Primera fase

Un investigador que trabaja en el proyecto Sherlock observa una pieza

Este proyecto es la combinación de tres disciplinas claves en la extracción de hidrocarburos: geología, geoquímica y química analítica de alta resolución. Su labor se concentra en la primera fase de este proceso, el Upstream, que arranca con la exploración y evaluación de un posible yacimiento. Es ahí donde se plantean las preguntas clave sobre el yacimiento: ¿qué volumen de hidrocarburos contiene?, ¿de qué tipo?, ¿cómo y cuándo se formaron?, ¿cuál es su composición y su calidad?, ¿será viable su extracción de forma eficiente y sostenible?

Para desarrollarlo hemos colaborado con un grupo multidisciplinar implantando técnicas de microscopía petrográfica y análisis geoquímico de alta resolución, para la descripción y visualización (caracterización) de los diferentes elementos de un Sistema Petrolero (almacén, sello, roca generadora y vías de migración). El objetivo ha sido disminuir el riesgo geológico y aumentar la tasa de éxito de las exploraciones. Gracias al uso de diferentes tipos de microscopios es posible obtener una imagen aumentada de una muestra y observar rasgos o detalles que son invisibles al ojo humano.

Una aplicación consolidada

Se han realizado varios estudios piloto en diferentes países (Marruecos, Mauritania, Libia, Argelia y Brasil) con el fin de mostrar el potencial de la nueva metodología tanto en proyectos exploratorios como de desarrollo de campos. Estos estudios se consolidaron hace años especialmente en Brasil, extendiéndose a proyectos en otras áreas de interés para nuestra compañía (Noruega, Venezuela,…).