Saltar al contenido

“Mi más sentida gratitud a todos y cada uno de vosotros”

Carta de nuestro consejero delegado, Josu Jon Imaz, a todos los empleados en agradecimiento al ejemplo de compromiso, profesionalidad y solidaridad que están demostrando durante la expansión del coronavirus.
Josu Jon Imaz, CEO de Repsol

Queridos amigos,

El mundo está viviendo una crisis de naturaleza y efectos sin precedentes. Todos los escenarios vividos hasta la fecha se han visto desbordados súbitamente ante la imparable evolución de los acontecimientos. Ello me mueve a compartir con todos vosotros algunas reflexiones.

La primera, mi sentimiento de orgullo porque Repsol es una organización extraordinaria, por todos vosotros y porque, además, nos une una cultura común de disciplina, flexibilidad y colaboración que nos hace imbatibles ante acontecimientos como estos, de adversidad. Vamos a superar las dificultades del momento, y lo vamos a hacer, como siempre, contribuyendo a que la sociedad en su conjunto lo haga también en todos los países donde operamos, colaborando solidaria y responsablemente con las autoridades competentes.

Segundo, vamos a seguir poniendo todos los recursos necesarios para proteger al máximo a todos nuestros compañeros y a sus familias, así como a nuestros clientes y colaboradores. En este sentido, el Comité Ejecutivo en su conjunto se reúne cada día para seguir de cerca la evolución y los efectos de la situación y para apoyar la labor de nuestro Comité de Coordinación del covid-19.

En estos momentos, resulta especialmente relevante el papel de Repsol como proveedor de productos y servicios fundamentales, sin los cuales resulta imposible cubrir las necesidades básicas que requieren en estos días difíciles todas las personas, especialmente los enfermos y los colectivos más afectados por el coronavirus.

También es fundamental que mantengamos el esfuerzo para que, con la mayor rapidez posible, podamos recuperar el camino de prosperidad y desarrollo que temporalmente nos hemos visto obligados a dejar en segundo plano.

Es indudable que la crisis que vivimos va a producir cambios irreversibles en nuestra forma de pensar y trabajar. Me enorgullece ver la normalidad con la que hemos extendido el teletrabajo y otras medidas de flexibilidad a las actividades de nuestra compañía. El camino recorrido en la digitalización y la adopción de nuevas formas de trabajar lo ha hecho posible; esta es una evidencia que nos debe servir como palanca para acelerar nuestra transformación. Que lo inesperado nos encuentre siempre preparados.

Termino con dos consideraciones,

Por una parte, los efectos de esta pandemia nos plantean nuevos desafíos. El sector energético experimentará nuevos cambios acompasados con los de la sociedad global y juntos sabremos hacer frente a todos ellos, con el concurso de todos vosotros, así como de clientes, socios, proveedores, accionistas y representantes sindicales.

Para finalizar, quiero ante todo dirigirme a aquellos que habéis sido alcanzados por la enfermedad en primera persona o en vuestro entorno más próximo. Os envío el abrazo más afectuoso y os deseo en nombre de todos una pronta recuperación.

Y quiero expresar mi más sentida gratitud a todos y cada uno de vosotros, la gente de Repsol, y en particular a los que estáis desempeñando tareas críticas en la gestión de esta crisis, desde los profesionales de los servicios médicos hasta quienes mantenéis cada día operando nuestras instalaciones y negocios.

Todos estáis dando un ejemplo extraordinario de compromiso, profesionalidad y solidaridad.

Vosotros sois la mejor garantía de que, unidos, vamos a salir adelante fortalecidos.

Un cordial saludo, 

Josu Jon Imaz
Consejero Delegado

[MM Imagen] Firma Josu Jon